Not All Hope is Lost as Promising Dementia Drug Fails in Clinical TrialHallazgos del estudio

Según un comunicado de prensa reciente del fabricante de medicamentos Eli Lilly, Solanezumab, no produjo un beneficio estadísticamente significativo en comparación con el placebo (ningún fármaco) en un reciente ensayo clínico llamado Expedition3. Las tendencias en varias mediciones favorecieron al solanezumab sobre el placebo, pero las diferencias fueron pequeñas. Los investigadores no encontraron inquietudes con respecto a la seguridad.

Expedition3, un estudio multinacional de Fase 3, involucró a más de 2,100 pacientes diagnosticados con demencia leve a causa del Alzheimer. Solanezumab es una terapia experimental de anticuerpos monoclonales destinada a atacar la acumulación de proteína beta-amiloide en el cerebro que los científicos sospechan es el culpable del desarrollo de la enfermedad de Alzheimer.

¿Y qué significa esto?

Según el director del Centro para la Salud del Cerebro Lou Ruvo de la Clínica Cleveland, Dr. Jeffrey Cummings, los pacientes en la etapa temprana de la enfermedad (aquellos con Alzheimer leve) han acumulado la proteína del Alzheimer en el cerebro durante muchos años. Por lo tanto, puede ser necesario y más beneficioso administrar el tratamiento antes en el curso de la enfermedad. En el estudio A4 en curso a nivel nacional, se está probando el solanezumab en más de 1,000 participantes que no experimentan síntomas en la memoria, pero se cree que tienen un mayor riesgo de desarrollar la enfermedad.

“A pesar de lo decepcionante de los resultados del estudio Expedition3, hay una enorme cantidad de conocimiento importante que se obtiene de cada prueba, sin importar el resultado. Aprenderemos más a medida que los resultados del ensayo se analicen más a fondo”, dijo el Dr. Cummings.

“Más importante aún”, agregó el Dr. Cummings, “la necesidad de encontrar nuevos tratamientos para la enfermedad de Alzheimer es urgente y la búsqueda no se detendrá debido a este contratiempo. Se lo debemos a todos los participantes en los ensayos clínicos y sus familias; pasado, presente y futuro, tremenda gratitud por su contribución a la investigación del Alzheimer. Debemos aprender de cada prueba y seguir avanzando”.

Print Friendly, PDF & Email